pies resecos y agrietados

Para muchas personas los pies resecos y agrietados suelen ser un problema bastante molesto, especialmente para las mujeres; y este problema surge cuando la piel de los pies no es hidratada de forma correcta o se usan zapatos no adecuados.

Es un problema que puede generar no solo molestias estéticas, sino que también pueden traer otras consecuencias como ardor y picor en los pies.

¿Cuáles son las causas?

La principal causa de este tipo de problemas son la falta de hidratación como te mencioné anteriormente, ya que no hidratar correctamente la piel hace que esta sea menos flexible y propensa a la resequedad.

Créditos: Web (salud180)

Sin embargo, también pueden existir algunos otros factores que influyen en la aparición de pies resecos y agrietados, tales como:

  • Pasar mucho tiempo descalzo.
  • Usar de forma constante sandalias o zapatos poco cómodos.
  • Tener sobrepeso.
  • Bañarse con agua muy caliente.

Si a todo esto le sumas que no ingieres suficiente agua durante el día, puede explicarse el porqué de tus pies resecos.

¿Qué hacer para evitar los pies resecos y agrietados?

Si tienes los pies resecos y agrietados, realiza este ritual al menos dos veces a la semana y veras excelentes resultados:

1.     Remoja los pies en agua tibia e hidrata

Primero remoja los pies con agua tibia para que se abran los poros, y procede a hidratar después para que la crema pueda absorber con mayor facilidad en las capas de la piel.

Créditos: Web (podologovalencia)

Hazlo de la siguiente manera:

  • Coloca un poco de agua dentro de un balde y agrega una cucharada de crema hidratante.
  • Sumerge los pies y deja remojar por al menos 10 minutos.

2.     Seca los pies adecuadamente

Después de que remojes tus pies en el agua tibia es realmente importante que seques bien los mismos para evitar la aparición de algún tipo de hongo.

Créditos: Web (zapatosecco)

3.     Retira el exceso de piel con una lima

Esto se realiza cuando en la piel ya no hay grietas, pero aún se siente dura y reseca. Para ello usa una lima de pies o una piedra pómez, y realiza movimientos sobre el talón para retirar todo el exceso de piel muerta.

Créditos: Web (miarevista)

4.     Hidrata

Una vez que hayas retirado toda la piel muerta, termina agregado una crema hidratante en los pies realizando suaves masajes por todas las zonas, para que el mismo quede completamente suave.

Créditos: Web (proactiva)

Ahora ya sabes cómo decirle adiós a los pies resecos y agrietados.

Related Posts

1 comentario en «Pies resecos y agrietados: Causas y solución»

Los comentarios están cerrados.